Siria: el acceso limitado a los recursos básicos afecta a la población
25 enero 2017

El JRS en colaboración con la Embajada de la Santa Sede, la Iglesia Latina, y la Compañía de Jesús y María, distribuyó productos higiénicos y ropa de invierno a las familias desplazadas en Jibreen. (JRS Siria)
Los desplazados, sin acceso a un alojamiento adecuado y a calefacción, siguen sufriendo.

24 de enero de 2017 – El invierno en Siria sigue siendo más que duro. Los desplazados, sin acceso a un alojamiento adecuado y a calefacción, siguen sufriendo. Los artículos de primera necesidad son difíciles de conseguir, y cuando están disponibles sus precios son astronómicos.

En Alepo, se mantiene una frágil paz. De vez en cuando se escucha el sonido de las armas de fuego / granadas de mortero. Sin embargo, durante la semana pasada no se ha informado ni de ataques graves ni de víctimas. Los desplazados y otras personas afectadas siguen a la búsqueda de lugares más seguros. Esta semana pasada se ha visto como más gente iba llegando a Alepo, incluidos trabajadores de ONG y personal de los medios de comunicación.

La gente dentro y en los alrededores de Damasco sigue padeciendo la falta de agua. El 22 de diciembre, el principal suministrador de agua de la ciudad dejó de funcionar. Para la mayoría de la gente, y en especial para los desplazados, esto ha hecho que todo sea aún mucho más difícil. La 'Autoridad del Agua' ha puesto en marcha un sistema de emergencia mediante el cual racionan el agua de cuatro a seis horas cada cuatro días a los diferentes barrios. En cuanto al tema de la seguridad, la situación parece estable. La última explosión de la que se tiene noticia ocurrió en Kafar-Souseh el 12 de enero.

Hay informes de choques y combates en el norte y este de las áreas rurales de Homs. La situación global de seguridad ha sido por lo general buena. Sin embargo, el suministro de electricidad sigue siendo muy errático.

A pesar de todos los obstáculos, el personal del JRS en Siria sigue con sus actividades normales y diarias y con sus programas, entre otros, los de formación en Alepo, Homs y Damasco. El equipo de Alepo sigue con problemas debido al desplazamiento y a la gran afluencia de desplazados de la parte este de la ciudad. El 21 de enero, trabajando en colaboración con la Iglesia del Rito Latino y la Compañía de Jesús y María, se distribuyeron kits de higiene y ropa interior de lana a 497 familias en el área de Jibreen (Al-Bareed).

El JRS Siria y el JRS Oriente Medio y Norte de África rezan y esperan que las conversaciones de paz de alto nivel de dos días en Astana, Kazajstán, que acaban de concluir, pongan fin a casi seis años de violencia y den comienzo a una paz duradera para el pueblo de Siria. Por encima de todo, hacemos un llamamiento a todas las facciones para que garanticen que el 'Acuerdo de Astana' sea respetado tanto en su letra como en su espíritu, por el bien de todos.   






Press Contact Information
Martina Bezzini
martina.bezzini@jrs.net